RSS

Category Archives: Salmo 119 en verso y rima

El Salmo 119 en verso rima

La motivacion

Por el mes de Octubre se lanzo en la Primera Iglesia Bautista de Saltillo (la iglesia en la empezamos a asistir cuando llegamos a esta Ciudad cohauilence) un concurso de memoracion de las Sagradas Escrituras, y el reto fue el de recitar de memoria delante de toda la congregacion el Salmo 119.  Al principio del concurso hubo varios candidatos, pero a medida que pasaba el tiempo y se acercaba la fecha para recitarlo, solo hubo una hermana con una mente muy privilegiada que lo aprendio todo de memoria.  Debido a lo largo del Salmo, el recitarlo de memoria se tuvo que dividir en dos domingos seguidos.  Cuando la hermana termino con su participacion se le entrego un muy merecido diploma.  Yo me sabia de memoria varios versiculos del Salmo, pero no me sabia completa ninguna de las porciones en las que esta dividido, y desde ese entonces empece a memorizar algunas de ellas. Fue en-tonces que me nacio la idea de ponerle rima, con la intencion de hacer mas facil su aprendizaje.

Antecedentes.

Desde que estudie la secundaria, y despues en la Preparatoria, me gusto elgenero poetico.  Ruben Dario y Amado Nervo han sido siempre los poetas que mas me han cautivado por sus poesias tan hermosas; memorice varias de ellas y de alli mi aficion por la rima y los versos.

Los materiales de ayuda.

Para este modesto trabajo consulte las Versiones de la Biblia mas conocidas, como son:  La Version Reina Valera 1909, 1960, 1995, La Version Catolica,  La Biblia de las Americas, La Nueva Version Internacional,  La Santa Biblia -La Palabra de Dios para Todos, La Biblia en Lenguaje Sencillo, La Biblia-Dios Habla Hoy, The Living Bible.

v, 1  Que felices son los que viven una vida recta; porque guardar la ley de Dios es su meta.

v. 2  los que sus estatutos obedecen son dichosos;  y le buscan con corazanes gozosos.

v. 3 Pues no hacen iniquidad los que andan en sus caminos.

v. 4  Asi es tu buena voluntad que obedezcamos tus preceptos divinos

v.5  Desearia que mis caminos fuesen ordenados; asi tus mandamientos nunca serian olvidados.

v. 6  No tendre porque sentirme avergonzado; si en tus mandamientos he meditado.

v.  7  Te alabare con un corazon recto; cuando haya aprendido tu justo precepto.

v. 8   Quiero cumplir tus leyes fielmente, no me dejes enteramente.

v. 9  Como puede un joven una vida limpia llevar? Tu palabra debe guardar

v. 10  Con todo mi corazon te he buscado, no permitas que  de tus sendas sea desviado.

v. 11  En mi corazon guardo tus ensenanzas para contra ti no pecar.

v. 12  Bendito seas Senor, ensename tus leyes a guardar.

v. 13  Con mis labios he contado todos los juicios que de tu boca vienen;

v. 14  Me regocijo en seguir tus estatuos mas que en los muchos bienes.

v. 15  En tus mandamientos meditare, tus caminos considerare.

v. 16  En tus estatutos me regocijare, y de tus obras no me olvidare.

v. 17  Se bueno con este siervo tuyo para que pueda vivir y tus palabras obedecer.

v. 18  Abre mis ojos y lo maravilloso de tus ensenanzas hazme ver.

v. 19  Estoy de paso en esta tierra, de mi no encubras tu mandamiento.

v. 20  Quebrantada esta mi alma de desear tus juicios en todo tiempo.

v. 21  Reprendiste a los soberbios, los malditos que tus mandamientos se han desviado.

v. 22  Aparta de mi el oprobio y el menosprecio, porque tus testimonios he guardado.

v. 23  Principes se sentaron y hablaron contra mi, mas tu siervo meditaba en tus veredas.

v. 24  Yo me alegro con tus leyes,  ellas son mis consejeras.

v.25  estoy postrado en el polvo, reanimame como lo prometiste.

v. 26  Te hable sobre mi vida y tu me respondiste, ahora ensename tus leyes.

v.27  Ayudame tus leyes entender. Para que todos las maravillas que has hecho pueda ver.

v. 28  Se deshace mi alma de ansiedad, sustentame con tu palabra y tu piedad.

v. 29  Manteme lejos del error

tus ensenanzas son guia y sosten

v. 30  Escogi el camino del bien

tu verdad es  para mi lo mejor.

v. 31  Me he apegado a tu ensenanza, Senor, no me llenes de verguenza.

v. 32  En cumplir tus mandatos doy mucha atencion, porque llenas de alegria mi corazon.

v. 33  Senor, el camino de tus leyes ensename,

pues quiero seguirlo hasta el fin de mis dias.

v. 34  Dame entedimiento para valorar tus divinas guias,

que con todo el corazon las abedezca y las ame.

v. 35  Guiame por el camino de tu estatuto, porque en el me encuentro a gusto.

v. 36  Inclina mi corazon a seguir tus ensenanzas, y no en como tener mal habidas ganancias.

v. 37  No dejes que me fije en dioses falsos,

dame vida para seguir tus caminos

v. 38  Cumple la promesa que me haces;

al sievo tuyo que sigue tus pasos.

v. 39  Aleja de mi la verguenza a la que temo;

porque sabias y justas son tus normas.

v. 40  Yo deseo tus mandamientos;

pues de acuerdo a tu justicia de vida me colmas.

v. 41  Que venga tu gracia, a mi, Senor;

Tu salvacion conforme a tu promesa.

v. 42  Entonces respondere al ofensor;

que en tu palabra esta mi fortaleza.

v. 43  Que no se me olvide la palabra de verdad;

En tus normas confio totalmente.

v. 44  Quiero observar tu ley constantemente

por siempre y la eternidad.

v. 45  Y andare en libertad porque busque tus leyes

v. 46  Y no me avergonzare de tus mandamientos ante reyes.

v. 47  Amo y me deleito en tu precepto bendito;

v. 48  Alzare mis manos hacia tus mandamientos, en tus leyes medito.

v. 39  Acuerdate de la palabra dada a tu sirvo

en la cual me has hecho esperar.

v. 50  Ella es mi consuelo en mi desesperar;

porque por tu dicho la vida conservo.

v. 51  Aunque los soberbios de mi se burlan,

yo nunca de tu ley me aparto.

v. 52  De tus decretos hago constante relato;

tu palabra ha sido mi consuelo de quienes me atribulan

v. 53  Me indigno cuando veo a los perversos

que de tu ley hacen un abandono total.

v. 54  Tus leyes de mis canciones son los versos

que canto todos los dias de mi epregrinacion terrenal.

v. 55  Me acorde en la noche de tu nombre, oh Jehova y guarde tu ley

v. 56  porque guardar tus mandamientos por siempre me bendecira.

v. 57  Dios mi, tu eres todo lo que tengo, y que guardare tu palabra sostengo.

v. 58  Con todo mi corazon deseo tus bendiciones, cumple tu promesa y no me abandones.

v. 59  Examina cuidadosamente mi vida,

y quiero volver mis pies a tus distamenes.

v. 60  Para obedecer todo lo que tu me mandes,

no me tardo y me doy prisa.

v. 61 companias de impios me han rodeado,

mas de tu ley no me he olvidado.

v. 62  A media noche me levanto, por todos tus justos juicios alabarte otro tanto.

v. 63  De todos los que te temen y observan tus ordenanzas, soy amigo.

v. 64  Por la ensenanza de tu ley y de tu amor que llenan la tierra te bendigo.

v. 65  Senor, bien has hecho a este siervo tuyo,

cumpliendo todo lo que prometiste.

v. 66  Dame la sabiduria y buen juicio que necesite,

porque tus mandamientos son mi escudo.

v. 67  Antes yo no andaba en tu camino y sufri mucho dolor,

mas ahora fielmente guardo tu palabra.

v. 68  Ensename tus estatutos. Bueno eres tu y bienhechor.

v. 69  Contra mi forjaron mentira los soberbios, mas yo guardare de todo corazon todos tus proverbios.

v. 70  El corazon de ellos esta embotado, yo en cambio de tus ensenanzas he disfrutado.

v. 71  Un bien para mi que me humillares

para que aprenda tus estatuos.

v. 72  Mejor me es la ley de tu boca, que el oro y la plata por millares.

v. 73  Tu hciste mi cuerpo, Ayudame a entender tu precepto.

v. 74  Yo espero en tu palabra, los que te temen me veran, y se alegraran.

v. 75  Conozco, oh, Jehova, que tus juicios son justos;

y que conforme a tu fidelidad me afligiste.

v. 76  Sea ahora tu misericordia para consolarme,

conforme a lo que a tu siervo dijiste.

v. 77 Para que viva, me alcancen tus ternuras;

porque tu key es mi deleite.

v. 78  Sean avergonazados las gentes que me afligen con amarguras,

pero yo en tu ley pongo mi mente.

v. 79  Los que conocen tu precepto,

conmigo se reconcielen.

v. 80  Para que mi corazon sea perfecto,

y no tenga quienes me humillen.

v. 81 Con ansia espero que me salves,

mi esperanza son tus palabras perdurables.

v. 82  Esperando en tu promes se consumen mis ojos;

y digo: ?Cuando me levantaras de mis despojos?

v. 83  Porque estoy como el odre al humo,

pero tus leyes no las hecho al olvido.

v. 84  ?En cuantos dias totalmente me consumo?

?Cuando jusgaras a los que me han perseguido?

v. 85  Loas soberbios han cavado trampas a mi paso,

de tu ley en traspaso.

v. 86  Todos tus mandamientos son verdad,

a este siervo tuyo, ayudad.

v. 87  Casi he sido borrado de la tierra,

pero no descuido tus preceptos.

v. 88  Vivicame conforme a tu misericordia,

y guardare de tu boca, los decretos.

v.89  Para siempre, oh Jehova,

en los cielos tu palabra permanecera.

v. 90  Tu fidelidad para siempre existe,

tu estableciste la tierra y  ella persiste.

v. 91  Todas las cosas subsisten por tu ordenacion,

Todo el universo esta a tu servicio.

v. 92  Si tu ley no hubiese sido mi regocijo,

ya hubiera perecido en mi afliccion.

v. 93  Nunca mas me olvidare de tu precepto,

porque con el me has vivificado,

v. 94  Salvame, pues te pertenezco,

porque tus mandamientos he buscado.

v. 95  Para destruirme me esperan los perversos,

mas yo sigo fiel a tus preceptos.

v. 96  He visto que todo en la vida tiene sus imperfecciones;

pero tus mandamientos son para todas las generaciones.

v. 97  Oh, cuanto amo yo tu guia,

medito en ella todo el dia.

v. 98  Tu mamdamiento siempre esta conmigo,

y me has hecho mas sabio que mi enemigo.

v. 99  Tengo mas prudenciaque todos mis maesstros,

porque mi meditacion son tus preceptos.

v. 100  Tengo mas entendimiento que los ancianos,

porque obedezco tus decretos arcanos.

v. 101  De todo mal camino refrene mi pie,

para guardar tu palabra por la fe.

v. 102  De tus jucios no soy infractor,

porque tu eres mi instructor.

v. 103  Cuan dulces son tus palabras a mi paladar,

mas que la miel a mi boca.

v. 104  Tu precepto entendimiento me provoca,

por eso odio en senda de mentira andar.

v. 105  Lampara es a mis pies tu palabra, y lumbrera a mi camino.

v. 106  Jure’ y ratifique’ que guardare’ tu precepto divino.

v. 107  Humillado en exceso estoy,

Oh,  Jehova’, vivificame conforme a tu palabra hoy.

v. 108  Oh Jehova, acepta las ofrendas voluntarias de mi labio, con tus ensenanzas hazme sabio.

v. 109  Mi vida pende de un hilo, mas de tu ley no me olvido.

v. 110  Los  impios me han tendido trampas, pero yo no me desvio de tus ordenanzas.

v. 111  Tus decretos son mi herencia perpetua,

de mi corazon son la alegria.

v. 112  Incline’ mi corazon a obedecer tu guia,

mientras mi vida perdura.

v. 113  Amo tu ley,  mas aborrezco a los hombres inestables.

v. 114  Espero en tu palabra, pues tu me proteges de todos los males.

v. 115  Apartaos de mi malignos, pues yo guardo de mi Dios sus caminos.

v. 116  Sustentame y vivire’ conforme a tu ordenanza,

y no quede yo avengozado de mi esperanza.

v. 117  Sostenme para vivir sin peligro.

Tus estatuos seran siempre mi regocijo.

v. 118  Tu ira sobre los que tus normas quebrantan, porque en vano se enganan.

v. 119  Los malvados de la tierra son para ti como basura, por eso amare’ tus ordenanzas que si son seguras.

v. 120  Por el temor que me inspiras tiembla mi carne, del miedo de tus juicios no hay quien me calme.

v. 121  Juicio y justicia fueron mis labores,

no me abandones a mis opresores.

v. 122  Hazte responsable de mi bienestar, que los soberbios no me vengan a maltratar.

v. 123  Mis ojos desfallecieron por tu salvacion,

y por la palabra de tu justicia.

v. 124  Haz con tu siervo segun tu ley propicia,

y ensename tu divina direccion.

v. 125  Tu siervo soy yo, dame entendimiento, para conocer tu mandamiento.

v. 126  Tiempo es de actuar, Oh mi Rey, porque han invalidado tu ley.

v.  127  Por eso he amado tu camino, mas que el oror, y mas que oro muy fino.

v. 128  Tus preceptos son lo mas recto que hay en la vida, por eso aborreci cualquier senda de mentira.

v. 129  Tus tstimonios maravillosos son,

por tanto, mi alma los debe obedecer.

v. 130  La exposicion de tu palabra mi entender,

instruye a los de humilde corazon.

v. 131  Mi boca abri’ y suspire’, porque tus mandamientos anhele’.

v. 132  Mirame, y se conmigo misericorde, como lo eres con los que aman tu nombre.

v. 133  Conforme a tu palabra, guiame,

y ninguna iniquidad se ensenoree de mi’.

v. 134  De la violencia de los hombres, librame,

y tus palabras guardare’ como lo prometi’.

v. 135  Haz que sobre tu siervo brille tu faz,  y ensename tu precepto veraz.

v. 136  Mis ojos destilan rios de lagrimas, porque la gente no guarda de tu ley las paginas.

v. 137  Senor, tu eres justo y tus normas son correctas

v. 138  Tu nos diste leyes justas, podemos confiar en ellas.

v. 139  De indignacion me consumo,

porque mis adversarios tu palabra pasan por alto.

v. 140  Tu palara es pura a lo sumo,

y tu servidor la ama y la exalto.

v. 141  Aunque soy despreciado y pequeno,

pero no me olvido de tu ensenanza.

142  Tu justicia es eternal y mi unica esperanza,

Tu ley no contiene ningun engano.

v.143  Se han apoderado de mi, afliccion y angustia,

mas tus mandamientos fueron mi delicia.

v. 144  Tus leyes son justicia eterna,

para poder vivir, ayudame a entenderlas.

v. 145  Responde Jehova, con todo mi corazon clame’y tus estatutos guardare.

v. 146  A ti clame’, salvame, y tus mandamientos obedecere’.

v. 147  Me anticipe al alba, Clame, y espere en tu palabra.

148  Me pase la noche en vela, para meditar en tu divina regla.

v. 139  Oye mi voz conforme a tu fiel bondad Oh Jehova, dame vida conforme a tu verdad.

v. 150  Estan tan cerca mis crueles perseguidores.

v. 151  Senor, puedo confiar en tu palabra; estas cerca de mi.

v. 152  Que tus ensenanzas son  para siempre, hace tiempo lo entendi

v. 153  Mira mi afliccion, y librame,  porque tu ley siempre la tengo en mente.

v. 154  Defiende mi causa y redime, Dame el agua de vida de tu fuente.

v. 155  Lejos esta tu salvacion de los perversos, porque no buscan tus decretos.

v. 156  Senor, es muy grande tu ternura, vivificame conforme a tu justicia que perdura.

157  Muchos son mis enemigos y opresores, no me olvido de tus normas que son las mejores.

158  No soporte’ ver a los infieles, porque no guardan tus leyes.

159  Mira, oh Jehova, que amo tus mandamientos, conforme a tu fiel amor dame nuevos alientos.

160  La suma de tu palabra es verdad, y de todo jucio de tu justicia por la eternidad.

v. 161  Principes me han perseguido sin razon, pero de tus palabras tuvo temor mi corazon.

v. 162  Con tu palabra yo me siento dichoso, como quien encuentra un gran tesoro.

v. 163  La mentira aborrezco y abomino; tu ley amo.

v. 164  A causa de tus justos juicios, a todas horas te alabo.

v. 165  Los que aman tu ley tienen mucha paz, y nada les hace tropezar.

v. 166  Oh Jehova, he esperado tu salvacion,  y tus mandamientos he puesto en accion.

v. 167  Con todo mi corazon tus mandamientos cumplo, y yo los amo mucho.

v. 168 He guardado tus mandamientos y tus testimonios,  porque delante de ti estan mis caminos.

v. 169  Lleguen mis gritos, Senor, a tu presencia, porque tu palabra da inteligencia.

170  Senor, a mi oracion te pido tu atencion,  por tu promesa dame liberacion.

171  Alabanza rebosan mis labios, cuando me ensenas tus consejos sabios.

172  Tus dichos hablara mi lengua, porque la justicia de tus mandamientos no mengua.

173  Este’ tu mano  pronta para socorrerme,

pues he escogido en tus leyes obedecerte.

v. 174  Oh Jehova, deseo que me salves, yo me siento feliz con tus verdades.

v. 175  Viva mi alma para alabarte, y tus juicios sean mi baluarte.

v. 176  Anduve como una oveja perdida, ven en busca mia, porque no me he olvidado de tu guia.

Advertisements
 
Leave a comment

Posted by on April 11, 2011 in Salmo 119 en verso y rima

 

Bienvendos a mi blog

Saludos.

Queridos cibernautas:

Bienvenidos a mi blog.  Lo primero que deseo hacer de su conocimiento es que mi blog contiene un alto porcentaje de trabajos con fundamento biblico,  de ahi que para realmente valorar lo escrito se hace necesario estar familiarizado con el Libro de los libros-La Santa Biblia. Lo hago asi por la firme conviccion que tengo de que ella es “la lámpara de nuestros pies, y la lumbrera de nuestro camino”.  y que las Santas Escrituras dan testimonio de Jesucristo como el único camino que nos lleva a Dios, pues con su muerte en la cruz pagó el precio de nuestra redencioó del pecado. y de que se hace necesario apropiarnos por medio de la fe,  que lo hizo por su gran amor que tuvo y tiene por todos nosotros; por eso esta escrito “Cree en el Señor Jesucristo, y seras salvo.”

Espero que lo disfruten y que sea de bendición en sus vidas.